¿Por qué no le hubiésemos hecho rastas a Neymar?

10 Ene ¿Por qué no le hubiésemos hecho rastas a Neymar?

El 2018 acabó con una noticia de bastante repercusión en el mundo deportivo, ya que el futbolista brasileño Neymar decidió cambiar de nuevo de look y esta vez se hizo rastas.

Hasta aquí todo normal, ya que con todo lo que cambia de look, era solo cuestión de tiempo que le tocase a las rastas. Eso sí, hay que inferir de aquí que llevar rastas es ya un peinado bastante normalizado, que ha conseguido dejar atrás (al menos en la mayoría de la gente) esa imagen de peinado sucio, descuidado y no higiénico. ¡Bien!

El jugador brasileño decidió hacerse rastas y ponerse extensiones para que así sus rastas se viesen más largas. Bien aconsejado por su peluquero, eligió extensiones de pelo sintético, ya que son más ligeras (también más baratas, aunque no creemos que eso haya sido algo a tener en cuenta por Neymar) y son una ventaja para los deportistas profesionales como él, que tienen en la velocidad uno de sus puntos fuertes.

Neymar Fútbol Rastas Dreads PSG

© Jean Catuffe (GETTY IMAGES)

El problema ha venido en enero de este 2019 cuando en el partido de Copa que enfrentó a su equipo, el Paris Saint Germain, ante el GSI Pontivy, Neymar perdió 3 de sus rastas rubias. Automáticamente las páginas de los principales diarios deportivos y las redes sociales se llenaron de noticias y comentarios para decir que las rastas no están hechas para el fútbol, reafirmadas estas opiniones por la imagen que el propio Neymar compartió en las Stories de su cuenta de Instagram (@Neymarjr), en la que fotografiaba las 3 extensiones caídas y parecía que se despedía de todas sus rastas con un «¡Hasta luego!». Ya sospechábamos que esta historia de amor con las rastas no podía durar mucho.

¿Pero es esto cierto? ¿Las rastas no son compatibles con el fútbol?

Pues obviamente no es cierto, y hay algunos ejemplos más que notables de grandes futbolistas (GullitLarsson o Beckerman, por comentar solo 3 futbolistas con rastas y además internacionales con la selección nacional de su país) que han llevado rastas durante gran parte de su carrera profesional.

¿Entonces cuál es el problema? La paciencia.

Este es un problema que nos encontramos a menudo, cuando alguien con el pelo muy corto viene a que le hagamos rastas y le decimos que lamentablemente su pelo aún no es lo suficientemente largo para hacerse rastas, ya que se quedarían muy cortas y podrían abrirse, o en caso de que quieran extensiones, éstas se podrían caer. ¿Os suena la historia?

¡Efectivamente! ¡Esto mismo le ha pasado a Neymar!

Si miramos una de las fotos que el jugador de fútbol subió a su cuenta de Instagram pocos días antes de hacerse las rastas, podemos ver más o menos cómo de largo tenía su pelo.

Neymar rastas dreads dreadlocks

© Neymar Jr. (INSTAGRAM)

Podemos apreciar en esta foto que la longitud de su pelo puede ser de unos 5 o 6 cm, lo cual es muy (pero que muy) poco para poder conectar las extensiones con seguridad a las rastas, da igual si sintéticas o de pelo natural. Se podría decir que es un certificado de defunción, ya que en el 90% de los casos esas extensiones se van a caer. Y eso llevando una vida más o menos normal, porque si nos ponemos en la piel de un futbolista, que corre, suda, se revuelca por el suelo y se lleva algún que otro tirón de pelo, pues se puede ir contento con que esta vez solo se le hayan caído 3 extensiones, la verdad.

Sintiéndolo mucho, si Neymar nos hubiese pedido que le hiciésemos sus rastas, le hubiésemos dicho que no, y que tendría que esperar a que su pelo fuese al menos de unos 10 o 12 cm de longitud, para asegurarnos así de que sus extensiones no se van a caer. En la sección de «Preguntas frecuentes» de nuestra web podéis encontrar más información sobre esto mismo.

No nos cabe duda de que su peluquero se lo avisó, pero claro, ya sabemos que el «lo quiero todo y lo quiero ya» es algo difícil de gestionar y suponemos que le haría firmar con sangre el descargo de toda responsabilidad si las rastas se caían.

En fin, que esperamos que Neymar tenga paciencia y se deje crecer el pelo un poco más, para así poder llevar las rastas durante muchas temporadas.

El jogo bonito es mucho más bonito con rastas.

Bob Marley Futbol Brasil

No Comments

Post A Comment